El tiempo presente, es un periodo en donde los avances tecnológicos sorprenden con lo rápido que influyen en la vida diaria. El mundo laboral no está exento de este fenómeno: cada día surgen herramientas y descubrimientos innovadores que transforman la oficina y las actividades de trabajo.

Uno de los debates principales gira en torno a los puestos más demandados y las nuevas necesidades de las empresas. ¿Mi profesión será valorada en unos años más? ¿Cómo se verán las compañías del futuro? ¿Será el arriendo de oficinas amobladas la norma? A continuación, 4 reflexiones al respecto:

1. El computador siempre en el escritorio

Los escritorios del futuro cercano no se verán tan distintos a los de hoy: el computador sigue siendo una herramienta de trabajo fundamental. A su vez, se necesitan equipos de último modelo para los analistas de datos, ingenieros, diseñadores y otros puestos similares que serán muy requeridos por todo tipo de industrias. Manejar información y saber cómo trabajar con ella es un talento que ya comienza a ser una prioridad en compañías del mundo entero.

En la actualidad, hay más de 5.600 millones de máquinas conectadas y se espera que para 2020 existan más de 50.000 millones. Lo anterior, exige la promoción de la capacidad para trabajar en equipos multidisciplinares y que los lugares de trabajo estén adecuados para ello.

2. La innovación se vuelve creativa

A paso lento, pero seguro se forma en la actualidad una industria alrededor de la creatividad de vanguardia, como la impresión 3D, la realización de juegos, aplicaciones en realidad virtual y otros experimentos similares. Estos son trabajos que los “robots” o la inteligencia artificial no podrán realizar, por lo que siempre se necesitará de personas para liderar este tipo de procesos.

3. La nube como herramienta universal

La adopción de la nube y sus funciones cambiará tanto a la fuerza laboral como a los lugares de trabajo. Según el Word Economic Forum, esta tecnología será adoptada por el 72% de las empresas para 2022. El acceso constante y fácil a volúmenes gigantes de data beneficiará sobre todo a la industria financiera y energética. 

4. Nuevos espacios de trabajo para necesidades cambiantes

Los lugares de trabajo cambiarán de forma constante para adaptarse a las nuevas innovaciones. El centro de negocios Andes Center, un espacio de arriendo de oficinas amobladas, ofrece espacios de trabajo que cuentan con todos los requerimientos necesarios para adoptar las herramientas tecnológicas en las faenas laborales permitiendo aumentar la productividad y la innovación de la empresa.  

En este caso, los empleados tienen todo lo que necesitan para hacer sus tareas, además de encontrarse en un ambiente cómodo y flexible donde pueden hacer valiosos contactos con quienes son parte de otras compañías.