El uso de espacios colaborativos como oficina es una tendencia de trabajo que posee múltiples ventajas para la eficiencia de la empresa y el bienestar de los empleados.

Existen varias opciones, una de ellas son los centros de negocios . Este tipo de oficinas compartidas tienen la particularidad de permitir un lugar para cada compañía respondiendo a sus necesidades de negocio.

A continuación, te presentamos un listado con los beneficios de estos espacios colaborativos:

Trabajar en equipo para mejores resultados

Cada vez son más las empresas que valoran el trabajo en grupo por sobre los individuales. Las oficinas tradicionales están estructuradas rígidamente por departamentos y espacios individuales. Lo anterior, permite la existencia de un ambiente competitivo y de poco trabajo en equipo. Por el contrario, los espacios colaborativos permiten lograr metas en común, lo que resulta en un beneficio directo para los objetivos empresariales.

Mayor bienestar

Tener un espacio colaborativo donde los trabajadores de una empresa puedan compartir, trabajar de forma dinámica y tener contacto permanente con sus compañeros, genera un ambiente grato potenciando el bienestar de los empleados. Esto permitirá reducir el estrés, aumentará la energía y el estado de ánimo en general de la empresa.

Menos tiempo, menos costos

Construir una oficina desde cero conlleva grandes costos de arriendo, arreglos, además de amoblar y ajustar el espacio según lo que la empresa necesita.

A diferencia de esto, el arriendo de oficinas amobladas agiliza y facilita el proceso ya que disminuye el tiempo de instalación de la empresa reduciendo los costos. Los coworking y centros de negocios cuentan con planes según los servicios que requieran los clientes, pagando solo por lo necesario.

¿Espacio privado o compartido?

Los espacios colaborativos igualmente tienen sus deficiencias, una de ellas es la posibilidad de no tener sitios privados. El exceso de ruido y distracciones visuales pueden disminuir la eficiencia y concentración del empleado debido al constante contacto con sus compañeros. Es importante que al contratar uno de estos centros se consideren áreas privadas para los trabajadores, lo que permite mayor privacidad y concentración cuando se requiera.

En la actualidad, existen muchos coworking o centros de negocios que permiten flexibilizar los espacios y hacerlos adaptables a las necesidades de las empresas. También existen aquellos que cuentan con lugares más mixtos, los cuales la empresa o los trabajadores pueden ajustar, ya sea por medio de mamparas o cortinas corredizas para tener lugares privados.

El arriendo de oficinas amobladas beneficiará de manera importante en diferentes ámbitos a las empresas: disminuirán los costos, el tiempo, tendrán mejores resultados y existirá un ambiente grato para los trabajadores. Probar las opciones de los centros de negocios y coworking es importante cuando se está comenzando con una oficina, así como también para aquellas compañías ya consolidadas.