La calidad de los espacios de trabajo es un aspecto fundamental al que muchas veces no se le da la importancia que merece. Contar con oficinas que inspiren a los colaboradores, simplifiquen los procesos y generen intercambios valiosos promoviendo la productividad además de atraer talentos y retenerlos.

No hace falta que tu compañía tenga el tamaño de Google para estar actualizada con las tendencias del momento. Cualquier profesional puede potenciar su espacio, sin importar la dimensión de su empresa o los metros cuadrados con los que cuente. Para profundizar en el tema y encontrar oportunidades para innovar, a continuación figuran 4 predicciones sobre el futuro de las oficinas:

1. Enfoque en lo tecnológico

La tecnología guiará el diseño de las oficinas, ya que las nuevas tendencias digitales modificarán la forma de trabajar. Un ejemplo de aquello pueden ser las reuniones con realidad virtual o el uso de nuevos métodos de comunicación, relojes o televisores inteligentes. Es así como los espacios deberán adaptarse a estas nuevas herramientas y requerimientos para generar lugares que faciliten su uso.

2. Generar comunidades multidisciplinarias

El auge del coworking debería llevar a todo profesional a preguntarse: ¿comparto oficina? La realidad es que trabajar en un espacio con otras empresas es una forma ideal de intercambiar conocimientos, innovar y hacer trabajos multidisciplinarios. Además, se podrán forjar relaciones duraderas que incluso generen ganancias extra para ambas partes. Es importante que estos lugares cuenten con diversas salas comunes, para tener reuniones formales y también encuentros más relajados.

3. Fomentar los valores empresariales

La responsabilidad y cultura empresarial se convirtió en uno de los objetivos de las compañías de todo el mundo. Ahora también guiarán el diseño de sus espacios ya que los valores que persiguen las organizaciones se verán reflejados en las oficinas.

La sustentabilidad, la familia, la inclusividad o la solidaridad son algunos ejemplos de esto. Por ejemplo, si el énfasis está en la salud y el bienestar de los empleados, será importante contar con una sala para generar actividades recreacionales que motiven a realizar ejercicio.

4. Se buscarán espacios flexibles

Con la velocidad de la innovación tecnológica, las empresas buscarán espacios versátiles con el fin de que respondan a las necesidades de estos estímulos. Además, como cada vez se fomenta más el home office, es importante que los lugares puedan adaptarse a grupos de personas que se modifiquen todos los días. La prioridad será que la gente pueda conectarse entre sí, ya sea los que están presentes, los que trabajan desde casa o incluso si comparto oficina.

Estar al tanto de estas nuevas tendencias y aplicarlas en los espacios de trabajo puede incidir favorablemente en la productividad y ambiente laboral de tu compañía. Es así como al momento de arrendar una oficina se deben priorizar espacios que integren tecnología, favorezcan el trabajo colaborativo, estén en sintonía con la cultura de la empresa y permitan flexibilidad en las actividades de los empleados.